constructor/distribuidor

Hay que admitirlo: no todos somos amigos del frío. No queremos resfriados o manos congeladas y hacemos uso de abrigos, bufandas, guantes y otros medios para permanecer cálidos. Sin embargo, hay una pregunta que ha tomado fuerza en los últimos años: ¿Es el frío un buen aliado para nuestra salud y bienestar? Al menos para Wim Hof, un atleta holandés, reconocido por su capacidad corporal de exposición a muy bajas temperaturas, el frío es un excelente aliado a la hora de cuidar nuestra salud mental y corporal.

Para conocer su historia consulta esta entrada que publicamos recientemente.

Wim Hof y su método basado en tres pilares: Respiración, Concentración y Exposición al frío, ha ganado tanta popularidad que incluso muchas personas alrededor del mundo se han capacitado como instructores oficiales, entre ellos el bumangués Daniel Silva a quien tuvimos la oportunidad de entrevistar para conocer su historia y parte de esta gran experiencia:   

Fuente: https://www.wimhofmethod.com/instructors/daniel-silva

A pesar que nuestro tema de conversación estuviera centrado en el frío, encontramos en Daniel Silva, la calidez y tranquilidad que su práctica le ha otorgado con el paso de los años, logrando transmitir una sensación de espiritualidad y sencillez genuina. Casi se podría pensar que “estar en contacto con el frío te hace más cálido como persona, mientras te fortalece”.

Nos cuenta que desde niño, las artes marciales siempre fueron su pasión, incluso algunos años después decidió proyectarla más allá de sus propias fronteras, trasladándose a Tailandia. Es interesante recordar que este país, así como su natal Bucaramanga, son territorios caracterizados por climas tropicales bastante secos, por lo que nunca llegó a pensar que el frío se convertiría en su mejor aliado y mucho menos que le ayudaría a superar una lesión que lo alejó de esta disciplina.

Fuente: https://www.wimhofmethod.com/instructors/daniel-silva  

Jornada tras jornada, Daniel se empeñaba en perfeccionar sus destrezas en el combate y para entonces ya venían resonando con fuerza las proezas de Wim Hof, de modo que empezó a usar algunas de las técnicas de respiración de Hof para mejorar su rendimiento. En una de sus prácticas sufrió una lesión alejándolo del ring por un buen tiempo, fue entonces cuando reconoció que era “momento de enfrentar el hielo”. Con el paso de los días, Daniel se vio más involucrado con este método pues le traía notables beneficios a su salud, y de la mano del propio Hof, llegó a convertirse en el primer instructor certificado de Colombia.

En su trayectoria, Daniel ha aprendido que muchas enfermedades surgen por el resultado de nuestros pensamientos, de modo que la solución está en cambiarlos por pensamientos positivos y en una práctica rigurosa de la disciplina. Este es un factor importante, pues no cualquiera estaría dispuesto a exponer su cuerpo en una tina llena de cubos de hielo y permanecer allí por más de cinco minutos. Sin embargo, nos recuerda los beneficios de fortalecer el sistema inmune a través de los tres pilares del método: Respiración, Concentración y Exposición al frío.

Haz clic para ver la entrevista completa:

 

Isabel